MURIÓ FACUNDO HAMBRA, EL REPARTIDOR BALEADO EN ITUZAINGÓ

El trabajador estaba internado desde el 18 de enero cuando le dispararon en la cabeza en un presunto intento de robo.  

Facundo Hambra falleció luego de 128 días de agonía desde que lo balearon en Ituzaingó. El joven repartidor de 22 años de edad fue interceptado por dos motochorros entre las calles Alvear y Medeiros, Ituzaingó Norte, en aquella fatídica noche de enero. 

El disparo en la cabeza lo tuvo agonizando hasta el día de hoy cuando en horas del mediodía se comunicó su deceso. Estaba internado en el Sanatorio Güemes de CABA, antes había estado en el nosocomio del mismo nombre en Haedo. 

Por el hecho, están detenidos, con prisión preventiva, Alexander Leonel Urbano y Jorge Paniagua. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *